Quiénes son los sanjuaninos que luchan por el Salario Básico Universal para salir de la indigencia

Durante la jornada del último miércoles se realizaron encuentros y asambleas populares en todo el país con el objetivo de visibilizar el reclamo por un salario universal y San Juan no fue la excepción.

El pasado miércoles 13 de julio se llevaron a cabo más de 400 asambleas en múltiples barrios del país. ¿El motivo? La discusión política sobre el proyecto del Salario Básico Universal (SUB). 

En San Juan hubo varios encuentros, dos de ellos se realizaron en el Barrio Wilkinson, Rivadavia y en el Barrio Los Médanos, localidad de Rawson. En ambos lugares, asistieron vecinos, integrantes de cooperativas, el Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE), la Unión de Trabajadores y Trabajadoras de la Economía Popular (UTEP), jubilados y cartoneros, entre otros. Además, el Movimiento Nuestramérica y el Frente Patria Grande estuvieron en la plaza Centenario, en el barrio Congreso y en la villa Libertador, todos en Villa Krause.

Cabe destacar que en San Juan son alrededor de 2000 personas las que trabajan de manera informal, sin contar a los miles que aún no pueden acceder al Potenciar Trabajo, porque desde hace meses no se abren las inscripciones. 

La discusión política la llevaron las organizaciones sociales a las plazas de nuestra provincia, devolviendo así, el protagonismo a los protagonistas, la palabra a los que padecen las grandes desigualdades estructurales del país.

SALARIO BÁSICO UNIVERSAL

En medio de la disputa con el FMI, la asunción de la nueva Ministra de Economía, la suba del dólar, la constante crisis económica y social, la pobreza, la indigencia, la informalidad laboral y la organización, se dio paso al profundo debate sobre el Salario Básico Universal, proyecto que fue presentado en Mayo en Cámara de Diputados por el Frente De Todos. El objetivo de esta propuesta es servir como política pública de carácter económica, traducida fácilmente en una cifra que equivale a la canasta básica. El Salario Básico Universal tendría un costo fiscal neto de 0,7 por ciento del PIB. 

Esta iniciativa estaría destinada a personas que tengan entre 18 y 64 años y estén desocupadas, sean monotributistas categoría A, trabajadoras de casas particulares, trabajadores agrarios, asalariados informales y asalariados formales que no tengan ingresos por más que el monto mensual de la primera categoría del Monotributo.

LAS CUATRO PATAS DE LA MESA

1. Salario Básico Universal de $15000 para trabajadores informales.

2. Aumento salarial de $15000 para empleados públicos y privados

3. Aumento de $15000 para jubilados que cobran la mínima 

4. Aguinaldo para Potenciar Trabajo

Cuatro son los puntos principales que sostienen el pedido masivo a nivel nacional. Más de 1 millón de personas son las que se crearon su propio trabajo, es decir, son trabajadores informales, que solicitan un salario básico, un piso de dinero. Lo cual permitiría, solamente, que no sean indigentes, pudiendo acceder a la canasta mínima individual publicada por el INDEC.

Según este organismo de estadísticas, la línea de pobreza, para una familia tipo, está en $100.000. ¿Cuántos trabajadores del sector público y privado son pobres?

Otro de los puntos es el Potenciar Trabajo, que es un programa al que acceden miembros de cooperativas organizadas. La remuneración es de $19470 al mes, por trabajo día a día. Lo que se solicita es el aguinaldo, que correspondería por el mes de junio. Por otro lado, los jubilados, que siempre son apaliados por las crisis económicas, actualmente contienen una mínima de $37000.

EMPUJAR LA AGENDA

Las 400 asambleas, los 400 barrios, las miles de personas concentradas en distintos puntos del país abrieron la agenda mediática. Esto se puede tomar como una gran puja a los funcionarios públicos. La medida que se definió a nivel nacional, además de continuar con las asambleas, fue salir a las principales rutas del país el próximo 20 de julio.

Scroll to top