Esteban Vergalito: el protagonista del sindicalismo docente universitario en San Juan

En el marco de la interna política sindical, el Sindicato de Trabajadores/as Docentes de la Universidad Nacional de San Juan (SiDUNSJ) tuvo elecciones en las que resultó electa la “Lista 3 Compromiso Sindical”. ¿Qué piensa el hombre que protagoniza el escenario sindical universitario en la provincia?

Esteban Vergalito, Doctor en Ciencias Sociales y Magíster en Investigación en Ciencias Sociales, fue reelecto el pasado 1 de diciembre como Secretario General del Sindicato de Trabajadores/as Docentes de la Universidad Nacional de San Juan (SiDUNSJ). En esta oportunidad, Vergalito encabezó la lista junto con la actual secretaria adjunta Ivana Guiterman. Por primera vez en la historia del sindicato, la lista oficialista se enfrentó a una lista opositora, la Lista 10 “22 de Noviembre”, encabezada por Horacio Córdoba, actual Secretario Gremial.

Este sindicato tiene pocos años de vida. Nació precisamente en el año 2013 de la mano de su actual secretario general. A pesar de ser una agrupación relativamente nueva, fueron protagonistas en la mayoría de los reclamos docentes, especialmente en la aplicación del Art. 73 del Convenio Colectivo del sector, que garantiza la regularización de docentes interinos, una de las grandes deudas de la UNSJ con el plantel docente.

 Vergalito dialogó con La Mecha y comentó cuáles son los pasos a seguir dentro de SiDUNSJ en la gestión 2021 – 2024.

-¿Cuáles son los objetivos de su tercer mandato frente a SIDUNSJ?

-Tenemos tres objetivos en torno al próximo período. El primero, es la consolidación y ampliación del crecimiento de SiDUNSJ en el territorio universitario, con el fin de sumar afiliados a través de la presencia del Cuerpo de Delegados y Delegadas. 

El segundo tiene que ver con la proyección del Sindicato en el territorio provincial, mediante el trabajo mancomunado con otros sindicatos, movimientos sociales, la Central de Trabajadores de la Argentina (CTA) y organizaciones del tercer sector.

Finalmente, nuestra meta es lograr mayor presencia en los debates de la Universidad Nacional de San Juan, para sentar las bases de un modelo popular y emancipatorio de la Universidad Pública. 

-¿Usted cree que podrá consolidar las políticas llevadas a cabo en la gestión anterior y, a su vez, complementarlas con las de la actual?

-El objetivo de las dos gestiones anteriores fue básicamente sentar las bases de la nueva conducción de la entidad gremial que nuclea al conjunto de docentes universitarios de la UNSJ. Pudimos consolidarnos como Sindicato gracias al afianzamiento del Cuerpo de Delegados y Delegadas, que tuvieron cada vez más presencia en los espacios de trabajo. Conseguimos tener un rol central en la conformación de carreras docentes en la Universidad, también logramos avanzar en el proceso de regularización de docentes interinos e interinas. Consideramos, además, el logro de la discusión por los derechos políticos de docentes interinos como un hito histórico, ya que logramos democratizar la elección universitaria. Además, garantizamos que las facultades políticas que  los/as docentes tienen de votar, sean también laborales. En este período, nuestro fin es llevar la carrera docente a los Institutos Preuniversitarios, con su correspondiente norma, para eliminar las arbitrariedades con las que todavía convivimos. El eje central de nuestros objetivos, a su vez, es la igualdad de género no solo en la Universidad, sino también en el Sindicato. Es por esto que la Lista 3, que resultó electa, está compuesta por una mayoría de mujeres que tendrán un rol central en la toma de decisiones.

-¿Cómo es la relación de SiDUNSJ con el Gobierno Nacional?

-El Gobierno Nacional, al igual que el Provincial, se consagra como expresión política partidaria amplia en el marco del frente electoral de una lucha que hemos llevado las organizaciones populares, en general, y las sindicales en particular, entre fines de 2015 y finales del 2019. Toda esta lucha y movilización se dio contra un gobierno neoliberal en la Argentina, que se caracterizó por ser profundamente desigual, conservador y elitista. Hemos peleado contra todo esto desde SiDUNSJ, desde la Federación Nacional de Docentes Universitarios (CONADU) y la CTA. Entonces, el Frente de Todos se consolida como nuestra unidad política partidaria, que se conforma en torno a los intereses de quienes estuvimos en las calles, es decir, los movimientos sociales, culturales y sindicales.

Con el Gobierno Nacional coincidimos en el modelo de trabajo, de producción, de garantía de derechos ciudadanos, de educación, de viviendas, etc. Esa idea de proyecto de país es la que nosotros militamos. Si bien los sindicatos son autónomos, no son neutrales. Como consecuencia, estamos insertos en un proyecto de país inclusivo, con trabajo y educación de todos y todas para el ejercicio de la ciudadanía y la emancipación latinoamericana. En resumen, el Gobierno Nacional y SiDUNSJ forman parte de un mismo proyecto político. Esto no quita, por supuesto, que tengamos debates con ciertos sectores del Gobierno, ya que esto implica la construcción del modelo de país que deseamos.

-¿Hay algo que cambie con respecto al Gobierno Provincial?

-No, no hay diferencia. Además de este encuadre general de consonancia política, como Sindicato hemos sido invitados a formar parte del Acuerdo San Juan. Allí, pudimos volcar nuestra mirada como agrupación docente universitaria con campo de acción en San Juan. Nuestros reclamos se vieron plasmados en este acuerdo, puntualmente la necesidad de una conectividad de calidad para poder extender la educación virtual a todo el territorio sanjuanino, para así garantizar el derecho a la educación y la instancia de democratización de saberes.

-En el marco de la CONADU, durante estas elecciones, hubo algunas fracturas con respecto a ciertas perspectivas dentro del sindicalismo universitario. En relación a esto, ¿cómo es la relación de SiDUNSJ con De Feo (Secretario General de Conadu) y Bethencourt (secretaria gremial)?

La conexión de SiDUNSJ con el Secretario General de la CONADU, Carlos De Feo, es puramente institucional. Ahora, la relación de la conducción del Sindicato, es decir, la nueva comisión directiva, encuentra consonancia política con la Agrupación 16 de Abril, encabezada por la Secretaria Gremial de CONADU, Verónica Bethencourt. Esta consonancia política se da a partir del contenido federal que expresa la corriente.

-¿Cómo caracterizarías la situación económica de los últimos años de los docentes?

-Como sector docente universitario hemos venido sufriendo una pérdida salarial importante entre 2016 y 2019 a partir de la implantación del modelo neoliberal del Gobierno de Mauricio Macri. Durante este período, el objetivo fue claramente la reducción del Estado, a través del desfinanciamiento de la educación y la salud, entre otros sectores. Entonces, primero fuimos objeto de un Gobierno al que no le importaba el sector trabajador. Luego, a partir de la restauración del  gobierno popular, sobrevino la pandemia.

Además de la crisis mundial, tuvimos que luchar contra la inflación del gobierno de Macri y la deuda monstruosa con el Fondo Monetario Internacional. La suma de todas estas situaciones propias de la coyuntura de estos últimos años, hizo que nos sea muy difícil igualar la inflación con el salario. La pérdida salarial ya no proviene, sin embargo, por voluntad propia del gobierno. No obstante, nuestro papel como sindicato es elevar a la Federación, y a la paritaria nacional, los reclamos salariales que nos permitirán lograr la recuperación económica de la docencia. Es claro que la mayor desigualdad se puede ver en aquellos y aquellas docentes de menor antigüedad y jerarquía. Este es nuestro compromiso con la docencia en general, y en particular, con quienes tienen bajos ingresos en la Universidad.

– Desde el 2013 usted se involucra sindicalmente. ¿Qué es lo que lo impulsa a luchar por la Universidad Pública y por sus docentes?

– La principal razón es el anhelo de Justicia Social. Yo elegí canalizarlo por la militancia política porque es el ámbito en el cual trabajo. También esta elección personal tiene que ver con la gratitud que  tengo hacia la Universidad, que nos otorga las herramientas para constituirnos como trabajadores y brindar un sustento a nuestra familia. Gracias a ella, yo me recibí de una carrera de grado y dos de posgrado, de manera gratuita. Es por eso que le retribuyo.

Además de todo esto, nos da posibilidades concretas de trabajo y de ascenso social, que vienen desde el pueblo y que son distribuidos a través del Estado. En fin, para mí, la militancia sindical en la Universidad Pública, a favor de ella y a partir de la clase trabajadora docente, me genera mucha satisfacción.

Scroll to top